Guardianes de la Biodiversidad

Nos estamos acercando al tercer trimestre de este año calendario, lo que implica que en la Amazonía empiezan los meses más secos y, por consiguiente, se prenden las alarmas por el riesgo de incendios forestales. Recordemos que el año pasado la magnitud del fuego fue histórica y causó una catástrofe ambiental y social. Además de los incendios, la selva se ha degradado por actividades como la ganadería extensiva, monocultivos o extracción de madera, que provocan la deforestación.  Según el programa de Monitoreo de la Amazonia Andina del gobierno nacional, en nuestro país el año pasado se perdieron 156.722 hectáreas de bosque en esta región.

Por otro lado, muchas especies de animales endémicos están categorizadas como vulnerables o en peligro de desaparecer, debido a la pérdida del ecosistema, a la pesca intensiva, a la contaminación y a la cacería.  Este es el caso de los delfines de río o toninas, los manatíes, las nutrias y las tortugas de río. Esta problemática afecta el equilibrio ecosistémico del mundo entero, pues la selva del Amazonas es fundamental para en el ciclo hidrológico mundial, además de ser un importante sumidero de carbono, productor de oxígeno y santuario de biodiversidad.

Preocupados por este problema y con la conciencia ecológica que nos caracteriza, los estudiantes del Comité Ecológico, con el apoyo de estudiantes de 6° grado, desde su proyecto de Educación Religiosa, organizaron una campaña dirigida a la recolección de fondos para aportar a la solución. También, durante el Bazar de este año, se vendieron productos ecológicos como cepillos de dientes de bambú, relojes de arena para disminuir el tiempo en la ducha, bolsas biodegradables compostables, así como galletas caseras, además de las donaciones recibidas por algunos de los asistentes a este importante evento SGS.

Fue así, como con el apoyo de toda la comunidad SGS, logramos recolectar fondos suficientes para apoyar la labor de dos fundaciones que realizan trabajos muy importantes en el territorio.

Un de ellas es la Fundación Omacha que tiene incidencia en el Amazonas, la Orinoquía y el Caribe.  Su objetivo principal es la conservación y el uso sostenible de los recursos, por medio de programas de protección a especies en peligro, como los delfines de río, manatíes y las nutrias, promueven la educación ambiental, hacen investigación científica y desarrollan proyectos de producción sostenible y de conservación de los ecosistemas. En SGS desde hace 3 años, somos padrinos de un delfín de río llamada Jani y de un manatí llamado Jonás.  Con los fondos reunidos en el bazar logramos aportar al cuidado de más animales, convirtiéndonos así en patrocinadores oficiales de la fundación.

La otra fundación a la que apoyamos es Saving the Amazon. Esta fundación trabaja por la conservación de la selva colombiana, por medio de la siembra de árboles con comunidades indígenas locales. A la fecha han logrado sembrar 66.810 árboles nativos, apoyando a 30 comunidades en los Municipios de Vaupés, Caquetá, Chocó y Putumayo.  Con nuestro aporte se proporcionarán alimentos, salud y elementos de trabajo para comunidades indígenas, quienes plantarán y cuidarán los árboles en el territorio. Este pequeño bosque SGS será monitoreado por el Comité Ecológico, por medio de un código que brinda la fundación.

Estamos muy felices de poder ser guardianes de la biodiversidad en nuestro país. Esperamos poder seguir expandiendo esta iniciativa a toda la comunidad SGS. Los invitamos a visitar las páginas oficiales de estas organizaciones, para conocer más de su importante trabajo por el cuidado de nuestro pequeño planeta.

https://www.savingtheamazon.org/

https://omacha.org/apoyanos-y-dona/

Ana María Acosta

Artículo escrito por Ana María Acosta

Gestora Ambiental SGS